Entradas populares

sábado, 5 de julio de 2014

EL HOMBRE QUE NO SABIA A MAR (remixado en sal marina)

Foto: EN HOMBRE QUE NO SABIA A MAR
 www.expulsadadeleden.blogspot.com

El la quería. Y como. Y cuanto. Cuanto más la quería, mas se alejaba. Más LA alejaba. Su mundo interno estaba plagado de monstruos dialecticamente contradictorios que no lo dejaban mostrarse tal cual él ¿deseaba? ¿temía?. 
A ella, EL la deseaba. A veces, no. A veces la maltrataba de: VIOLENCIA ES MENTIR, jurando en vano que no pudo ir a verla porque se quedó dormido sobre una parva de pesadillas macrobióticas. 

En realidad era un cagón de aquellos, que siempre tenía una excusa a mano, al pié, ó dentro de una lata de duraznos, para escabullirse como gato asustado. 
Como ladrón de caramelos Media Hora. 
Media hora nada más pedía ella a susurro partido, para verlo. 
Para saber que existía y que no era un invento de su cabecita PANTENE REQUETERRECONTRA LACIOS PERFECTOS.

Excusas boludas si las hay: que no podía ir a verla porque se le quemaban las tostadas de tanto pensar en ella. O que dejó ropa en la terraza y por miedo a que venga un tornado y le lleve todas sus medias gastadas, prefería esperar mirando por TV el servicio meteorológico con los alertas de madrugada. 
Y cuando pronosticaban sol a rayo partido: ese preciso día dejaba la SUBE, para limpieza a seco en la tintorería...

Un día EL, a pedido de ELLA, consultó con un Terapista Ocupacional Comunicacional: Le diagnosticaron SINDROME DEL HOMBRE QUE TIENE MIEDO A AMAR. 
“-¿Al mar?”- preguntó, haciéndose el requete-remil-desentendido (ergo, pelotudo). 
“-Porque el mar me provoca pánico"-. 
-Claro: como las mujeres que ama. Ocurre a uno de cada tres, a los que son signos de agua. "-Panic attack women, que le dicen, muchacho...- le respondió el T.O.C.
-“Si, si: ya sé que soy de piscis, pero ¿vió?, creo que, en otra vida me enredé en un anzuelo y quedé ciego de culpa y cargo”-.

Dicen sus amigas lesbianas, que una vez, se enamoró de un libro que se titulaba PROHIBIDO AMAR. Era su biblia y lo leía cada vez que iba a la playa a reencontrarse con algún cardúmen de la familia. 
Un amanecer, en la mitad de la página 28, se durmió en la arena caliente y el mar le sacudió con mil novecientas sesenta y cuatro olas y una ráfaga de viento. Tres latas de cerveza vacía y un escupitajo. 

Ese día, EL contrató un TEMOR y una EXCUSA para que se queden a vivir dentro de su intestino delgado, con chaleco salvavidas incluido.

Después, ante la persistencia de dolores abdominales inventados para cada ocasión y complejos no diagnosticados ni en el DSM-4, le recetaron una úlcera péptica en comprimidos ranurados. 
Por ocho años la persistencia de síntomas molestos le fracturaron el ELLO y el YO.
Por las dudas, y porque no sabía nadar, le dieron perímetro de acercamiento al mar. Pero eso, ya es otra historia…

El la quería. Y como. Y cuanto. Cuanto más la quería, mas se alejaba. Más LA alejaba. Su mundo interno estaba plagado de monstruos dialecticamente contradictorios que no lo dejaban mostrarse tal cual él ¿deseaba? ¿temía?.
A ella, EL la deseaba. A veces, no. A veces la maltrataba de: VIOLENCIA ES MENTIR, jurando en vano que no pudo ir a verla porque se quedó dormido sobre una parva de pesadillas macrobióticas.

En realidad era un cagón de aquellos, que siempre tenía una excusa a mano, al pié, ó dentro de una lata de duraznos, para escabullirse como gato asustado.
Como ladrón de caramelos Media Hora.
Media hora nada más pedía ella a susurro partido, para verlo.
Para saber que existía y que no era un invento de su cabecita PANTENE REQUETERRECONTRA LACIOS PERFECTOS.

Excusas boludas si las hay: que no podía ir a verla porque se le quemaban las tostadas de tanto pensar en ella. O que dejó ropa en la terraza y por miedo a que venga un tornado y le lleve todas sus medias gastadas, prefería esperar mirando por TV el servicio meteorológico con los alertas de madrugada.
Y cuando pronosticaban sol a rayo partido: ese preciso día dejaba la SUBE, para limpieza a seco en la tintorería...

Un día EL, a pedido de ELLA, consultó con un Terapista Ocupacional Comunicacional: Le diagnosticaron SINDROME DEL HOMBRE QUE TIENE MIEDO A AMAR.
“-¿Al mar?”- preguntó, haciéndose el requete-remil-desentendido (ergo, pelotudo).
“-Porque el mar me provoca pánico"-.
-Claro: como las mujeres que ama. Ocurre a uno de cada tres, a los que son signos de agua. "-Panic attack women, que le dicen, muchacho...- le respondió el T.O.C.
-“Si, si: ya sé que soy de piscis, pero ¿vió?, creo que, en otra vida me enredé en un anzuelo y quedé ciego de culpa y cargo”-.

Dicen sus amigas lesbianas, que una vez, se enamoró de un libro que se titulaba PROHIBIDO AMAR. Era su biblia y lo leía cada vez que iba a la playa a reencontrarse con algún cardúmen de la familia.
Un amanecer, en la mitad de la página 28, se durmió en la arena caliente y el mar le sacudió con mil novecientas sesenta y cuatro olas y una ráfaga de viento. Tres latas de cerveza vacía y un escupitajo.

Ese día, EL contrató un TEMOR y una EXCUSA para que se queden a vivir dentro de su intestino delgado, con chaleco salvavidas incluido.

Después, ante la persistencia de dolores abdominales inventados para cada ocasión y complejos no diagnosticados ni en el DSM-4, le recetaron una úlcera péptica en comprimidos ranurados.
Por ocho años la persistencia de síntomas molestos le fracturaron el ELLO y el YO.
Por las dudas, y porque no sabía nadar, le dieron perímetro de acercamiento al mar. Pero eso, ya es otra historia…

viernes, 21 de marzo de 2014

M.M.M. MARZOMESdelaMUJERRR

MESDELAMUJER, Que NO quiere decir lo que las publicidades- mandato nos “sugieren” sutilmente:
-BOMBONES BAJAS CALORIAS
-CASETTES DE ARJONA BAJO CONSUMO
-DESCUENTOS EN PERFUMES IMPORTADOS COMPRANDO + DE TRES UNIDADES
-OFERTA 2 X 1 EN TOALLAS HIGIENICAS + TAMPONES + 2 CAJAS DE EVATEST (O SIMILAR) DE REGALO
-OFERTA: plancha a vapor + una montaña de ropa para eso.
-PACK DE Mr. MUSCULO FRAGANCIA BEBE CON DVD EXPLICATIVO
-PACK: PAGAN TRES COMEN CUATRO
-SALUDITOS CON CORAZONCITOS Y OSITOS
-NO ACLARES QUE OSCURECE...

Durante siglos, fuimos condenadas a NO decir, NO pensar ó NO hacer ciertas cosas. Demasiadas cosas. Si empezamos por Eva, que decidió comer la manzana del árbol de la sabiduría (¡nada menos!).
Así le fue: y quizás haya sido lo mejor. Habrá que pensarlo.

Desterrada por eso del paraíso, por querer ser culta e informada: ya arrancamos mal: el saber era castigado con la expulsión. Y generaciones venideras sin poder pisar la escuela para saber leer y escribir: solo para abrir la puerta para jugar a la mamà, coser y bordar...

Lilith, la primer mujer de Adán, menos famosa por cierto, decidió por motu propio retirarse del Edén, cuando se plantó y dejó bien en claro que ella no era propiedad de nadie, cuando su marido la obligaba a hacer tareas ingratas, tales como lavar los platos sin detergente y tener relaciones sexuales, en la posición del misionero, y ella siempre abajo (de él). Y por pensar distinto, ¡arriverderci sposo mio! Pero lo decidió ella. Por eso la historia casi ni la nombra: porque ELIGIÔ. Por sí misma. Por escuchar sus propios deseos. Convengamos que muy bien tampoco le fue.

Pero de los errores también se aprende.
Y así atravesamos los tiempos, por no querer casarnos, nos decían: -chicas al convento- ó monjas y vírgenes de por vida. O, al menos, monjas.
También brujas, que por saber curar lo que otros no curaban: ¡a la hoguera!. Malleus maleficarum fogatas sum...
O por que no, locas, malas, porquerías, charlatanas, chusmas, gordas, putas, raritas, anoréxicas, lesbianas, histéricas...

Pero acá estamos. Para hacernos visibles. Los otros aspectos, los que tienen poca prensa, están ocultos tras los ropajes de liquidación de palabras descalificantes, escondidos en metáforas discursivas de quienes debemos ser para parecer buenas chicas.
Expulsadas del Edén, por ser reales. Por querer ser libres…
PORQUE SOMOS LIBRES
 

LA LOQUITA DE LA CASA


La niña está asustada y no le creen. La niña tiembla y le dicen “maricona”.
Ella vomita pètalos marchitos en cada lágrima derramada. Y no le creen. Y calla agazapada en cualquier parte de la casa. La atorrantita se escondiò de nuevo para no tomar la sopa. Y cuando quiere gritar, la callan los ecos de que la familia es lo primero. La familia feliz. La mano que educa con el golpe. La mano...

La niña está creciendo y piensa pavadas, como toda nena. Eso si creen.
La loquita de la casa inventa historias de monstruos que la acechan de madrugada.
La culpa es del gato, por maullar fuerte cuando escucha pasos en la noche y se trepa ronroneando en las alas de la niña para protejerla….
 Foto: LA LOQUITA DE LA CASA
www.expulsadadeleden.blogspot.com

La niña está asustada y no le creen. La niña tiembla y le dicen “maricona”. 
Ella vomita pètalos marchitos en cada lágrima derramada. Y no le creen. Y calla agazapada en cualquier parte de la casa. La atorrantita se escondiò de nuevo para no tomar la sopa. Y cuando quiere gritar, la callan los ecos de que la familia es lo primero. La familia feliz. La mano que educa con el golpe. La mano...

La niña está creciendo y piensa pavadas, como toda nena. Eso si creen. 
La loquita de la casa inventa historias de monstruos que la acechan de madrugada. 
La culpa es del gato, por maullar fuerte cuando escucha pasos en la noche y se trepa ronroneando en las alas de la niña para protejerla….

lunes, 24 de febrero de 2014

HASTA LOS HUESOS



Me dijiste que te ame hasta la locura.
-Hasta perder la razón, corazón-, me dijiste.
-Y si pierdo la razón, ¿para que carajo querés que te ame?-, le escribo tiempo después desde el neuropsiquiátrico.

Años más tarde se le ocurrió responderme: -No, por favor, mejor, amame hasta los huesos- me suplicaba categórico.
La locura es ese lugar infinito donde se concentra la colección de cajas de Pandora más grande del mundo. Declarado patrimonio de lesa humanidad, es visitado a diario por miles de millones de seres.

Van buscando hacer mini-turismo por los abismos que hay desde el corazón, hasta el laberinto secreto del Fauno. La visita guiada termina en el exacto lugar dónde comienza el fin del mundo: a la izquierda de la primera tópica de Freud.

Mi diagnóstico de locura transitoria tenía fecha de vencimiento. Tres meses más, si dormía en el freezer. Pasé más de una noche allí, sudando a mares.
Soñando despierta que me derretía por él. Los efectos calóricos de la menopausia eran mi mecanismo de defensa. No era fácil trasnochar cercada por tres kilos de pata-muslo y media torta de casamiento de la loca del cuarto oscuro.

Pero mi demencia no era contagiosa. Solo tenía efectos secundarios. Me daba pánico leer un mensaje de texto guardado en otra memoria artificial que no fuese la mía.
Y me repetí dieciséis millones setecientos noventa mil novecientos sesenta y tres veces veces: “-Amame hasta los huesos-”

Me llevó treinta y ocho años y veintitrés minutos, grabármelo para entenderlo. En el interín, la loca había fallecido después de tragarse sus anillos de boda. Pobre mina. ¡Que loca!

¿El?, creo que no me escribió nunca más. Yo, tampoco sabía que responderle. Quizá mañana venga a visitarme, fuera del horario permitido.
-Amame hasta los huesos- Escuché su voz suave. Y me cavé mi propia fosa…

Silvana Trotta
DNI: 16.790.963
fecha de nacimiento: 3 de marzo de 1964
 
 
 

sábado, 22 de febrero de 2014

OJALA PASE ALGO QUE TE MOJE DE PRONTO...

Te voy a besar bajo la lluvia para que te mojes al doble.
Para que te empapes triple de jamón y queso, que son los que te dan acidez y ganas de vomitar.

Y ojalá se te destiña esa camisita blanca que te regaló tu ex-ex, tan, pero tan blanca que parece guardapolvo de primaria. Y vos, parecés de 6º B.

Te voy a besar pa que llores a moco des-tendido. A corazón abierto.
De pura bronca nomás, te voy a besar. Que de tanto que te quería, ahora te aborrezco. ¿Y vos, me queres?.

Porque es la última vez que lo voy a hacer. ¡¡¡Besarte!!!... ¿De que estamos hablando, caballero?
Después no me digas que no te avisé.

Y yo no soy la muerta de amor de algún cuentito pavo.
Tampoco soy la que destilaba gomitas de frutilla por los poros. Sabelo.

Y ojalá te patines en algún charco de agua, cuando empieces a correr
porque se te hace tarde para ver a racinclú, rojito de avellaneda...
Y ojalá lo suspendan por tormenta inminente. Por caida torrencial de sapos de culo.

Te voy a besar bajo la lluvia para que te mojes al doble.
Y te resfries y ojalá haya huelga de farmacias y no consigas paracetamol.
 
 
Foto: OJALA PASE ALGO QUE TE MOJE DE PRONTO...
www.expulsadadeleden.blogspot.com

Te voy a besar bajo la lluvia para que te mojes al doble.
Para que te empapes triple de jamón y queso, que son los que te dan acidez y ganas de vomitar.

Y ojalá se te destiña esa camisita blanca que te regaló tu ex-ex, tan, pero tan  blanca que parece guardapolvo de primaria. Y vos, parecés de 6º B.

Te voy a besar pa que llores a moco des-tendido. A corazón abierto. 
De pura bronca nomás, te voy a besar. Que de tanto que te quería, ahora te aborrezco. ¿Y vos, me queres?. 

Porque es la última vez que lo voy a hacer. ¡¡¡Besarte!!!... ¿De que estamos hablando, caballero?
Después no me digas que no te avisé. 

Y yo no soy la muerta de amor de algún cuentito pavo.
Tampoco soy la que destilaba gomitas de frutilla por los poros. Sabelo.

Y ojalá te patines en algún charco de agua, cuando empieces a correr
porque se te hace tarde para ver a racinclú, rojito de avellaneda... 
Y ojalá lo suspendan por tormenta inminente. Por caida torrencial de sapos de culo.

Te voy a besar bajo la lluvia para que te mojes al doble.
Y te resfries y ojalá haya huelga de farmacias y no consigas paracetamol.

MI PISCIANO PREFERIDO


MI PISCIANO PREFERIDO
(Se llama Joaquin)
Todos saben que nunca me gustó festejar mi cumpleaños. No hay terapia, diván, consejo, bruja adivinadora ó pai umbanda que me haga cambiar de idea.
Jamás PUDE hacer una torta de cumpleaños (digamos: te cocino OTRA cosa, si querés, pero UNATORTADECUMPLEAÑOSNO). Ni en pedo! .
Así nomás te lo tiro. Muchos saben porque lo digo... Yo también soy pisciana sensible con ascendente en panic attac! 


Foto Foto

Y pronto, en pocos días llega el cumpleaños del amor de mi vida, que me vino envuelto para regalo para mi cumpleaños veintiséis, una noche de piscis, allá por los noventa, para parirme como su madre. Tan seriecito siempre el. Tan caracúlico tambien... y tan: -¡mami te quiero hasta la "totósfera!"-
O sea: linda excusa, para excusarme: -Nahhhh, es el cumple de EL, de Joaquin, mi pisciano preferido...-

CERRADO POR DUELO


Anoche morí de amor. Así de repente. Sin previo aviso. Y eso que estaba sana. Y, como soy Dragón, en el horóscopo chino ya no reencarno más. Jamás. Muerta de amor para toda la eternidad.

Anoche morí de amor. Como en la letra de cualquier canción que habla del asunto, nadie me lloró. Nadie me sonrió. No hubo aviso fúnebre ni calas deshojadas. Ni pèsame dios mio por haberos ofendido...

Anoche morí de amor. Él, el sobreviviente de mi, ni se percató que yo no fui a la nube de siempre, donde nos encontrábamos todas las noches de verano. Como todas las tardes de piscis en la luna.

Mi fantasma me dice que no sabe quien soy, ni tampoco donde estoy. Amenaza con que va a realizar una denuncia a “Muertas de amor perdidas/encontradas”.
Yo creo que estoy en el cielo de los ateos, o expulsada del edén. Perdí la brújula. Mal de amores, que le dicen.

Anoche morí de amor. Y desde aquí abajo, cerca del infierno de Sartre, que son los demás, lo veo a Él, mendigando amor de nuevo.
Una vez más. Mil piscis mas…